Pierde peso con canela y laurel

1Esta infusión totalmente natural no es un “milagro” pero sí que es un perfecto aliado para que el organismo haga frente a la grasa más resistente que en ocasiones nos cuesta tanto eliminar o reducir. Aunque eso sí, no conviene abusar de ella. A continuación te vamos a explicar lo que puede hacer por ti dicha infusión.

Un remedio con tradición

Los romanos y los griegos ya tenían el laurel integrado en sus tradiciones, ensalzando sus beneficios expectorantes, digestivos, nutritivos y curativos. Es por tanto una planta con una enorme trascendencia dentro del campo de la medicina natural que si la combinamos con la canela, una especia maravillosa, hará que logramos un remedio que sin duda valdrá la pena probar.

Laurel

El laurel, al igual que la canela, se caracteriza por su acción digestiva, tónica, antiséptica y diurética. Algo tan simple como tomar una taza después de las comidas ayuda a hacer una mejor digestión sin acidez, ni flatulencias.
A la par se consigue prevenir infecciones en el aparato urinario. Combinando los dos ingredientes se hace frente a la bacteria E coli así como el hongo candida albicans causante de infecciones vaginales.

Además combinando los dos ingredientes, algo muy habitual por otra parte en la cocina asiática, se logra un efecto saciante con el que llegar a la próxima comida sin hambre.

Canela

Aunque normalmente las infusiones y los tés no se caracterizan por tener un elevado nivel nutricional, en este caso es diferente. Y es que esta infusión además de tener las propiedades comentadas arriba, tiene vitaminas A, C y del grupo B como por ejemplo la piridoxina, el ácido fólico o la riboflavina. Además es fuente de calcio, magnesio, manganeso, potasio, hierro, cobre, cinc y selenio.

Combinando laurel y canela se puede llegar a regular el metabolismo. Por ejemplo el laurel, además de permitirnos eliminar toxinas, ayuda a reducir el ácido úrico del organismo así como los elevados niveles de azúcar en la sangre.

Tanto la canela como el laurel mejoran la circulación, cuidan del hígado y aceleran el metabolismo para quemar grasas más fácilmente. Esta bebida también es muy adecuada para personas diabéticas.

En cualquier caso hay que tener en cuenta que las hojas de laurel no deben comerse, por lo que hay que retirarlas en el momento de tomar la infusión o de servir algún plato en el que aparezca este ingrediente.

Elaboración

En este caso se necesita un litro de agua, dos ramas de canela en rama y cinco hojas de laurel seco. La forma de proceder es muy sencilla. Se pone el agua en una cacerola y se calienta. Cuando llegue a ebullición se añaden las hojas de laurel y la canela. Se deja infusionar durante veinte minutos y después que repose durante media hora como mínimo.

A continuación se cuela el contenido para quedarnos solamente con el agua y se mete en una botella de cristal para que se conserve mejor. Hay que ir tomándola a lo largo de todo el día. La primera taza se tomará en ayunas y después las siguientes en las comidas. Se puede seguir dos o tres veces a la semana este remedio.

Llevando una dieta adecuada y realizando un poco de ejercicio junto con la ingesta de esta infusión, lograrás perder volumen y peso con mucha más facilidad.